jueves, 7 de junio de 2012

Eurovegas... ¡Bieeeenn, la solución a la crisis!

¡Hola, hola, hola!

Vaya revuelo se está formando en los últimos tiempos en torno a Eurovegas.

ACTIVO IRONÍA. Para quien no lo sepa, Eurovegas es ese maravilloso lugar compuesto de casinos, centros de convenciones, locales de espectáculos... Las Vegas pero en España, vaya. Madrid y Cataluña han empezado una carrera de contactos y acuerdos para intentar traer este hermoso paraíso a sus tierras y generar así cientos de puesto de trabajo y un crecimiento económico estupendo. DESACTIVO IRONÍA.
Esta información, que yo relato irónicamente, es la que en muchos medios se nos da para alabar las virtudes de este proyecto. Se nos habla de luces de colores y gente feliz divirtiéndose, de croupiers sonrientes girando la bolita en un bonito casino...

Pero nadie habla de todos los hombres a los que arrastrará a adicciones ludópatas y alcohólicas, de la cantidad de mujeres que serán llevadas para prostituirse (en locales y fuera de ellos), de que la cantidad de familias que se romperán será directamente proporcional al número de máquinas tragaperras que se pongan, de que será un punto referente nacional de venta de droga (que pregunten a Las Vegas o Atlantic City), de que será un lugar privilegiado de blanqueo de dinero...

Bueno, en realidad hay mucha gente denunciando esto. Recientemente lo ha hecho el Obispo de Getafe, y sus declaraciones han valido hacerse un hueco en la portada de El Mundo, y ser publicadas en medios de todos los colores (salvo Público en su versión digital, obviamente).

Y es que, si Madrid gana la carrera por Eurovegas, Alcorcón sería el lugar elegido para construirlo. Es parte de su diócesis, de ahí su especial preocupación. "Claro que hay que crear empleo y esto es bueno para la crisis y el turismo porque trae dinero, pero no se puede crear empleo a cualquier precio", ha dicho. Y muy bien dicho.


Podéis escuchar la entrevista completa que le ha hecho Luis Herrero pinchando aquí, por ejemplo.  O también podéis leer los fragmentos más significativos pinchando aquí.

Es un gran error centrar el problema de la crisis en la economía en lugar de las personas. La economía se arreglará con medidas, rescates... que se yo. ¿Pero de qué nos sirve si las personas siguen rotas? Sin Dios es imposible.

Me ha impresionado lo bien que lo ha reflejado El Roto en su viñeta de hoy. Mírala.


Y que Dios te bendiga, querido lector.




4 comentarios:

Anónimo dijo...

"...la cantidad de familias que se romperán será inversamente proporcional al número de máquinas tragaperras que se pongan..."

Es decir, cuantas más máquinas tragaperras, menos familias rotas :)

Creo que querías poner "directamente proporcional" (a mayor máquinas, mas familias rotas).

Maria del Rayo dijo...

Esto es el peor error, vivo en una ciudad que esta plagada de casinos, además en muchos otros lugares hay juegos de azar.
Aquí los únicos que ganan son los propietarios de los establecimientos y quienes otorgan los permisos.
Y es que es verdad, hay muchas personas que se aficionan al juego que hasta llegan a vender su patrimonio para jugar y seguir perdiendo.
Ojala no lo permitan ustedes.
DTB!!
SL2!!

Patxi Bronchalo dijo...

Querido Anónimo: llevas toda la razón, me he equivocado¡
Lo corrijo

Maria del Rayo dijo...

EEEEEEEEyyyyyyyyyy PATXY!!!

sL2!!